lunes, junio 5

La Comisión Europea anima a los empresarios a presentar proyectos innovadores para el "Plan Juncker"

Madrid (EuroEFE).- Desde que se lanzara el Plan de Inversiones para Europa, en 2015, en España han sido aprobadas 45 operaciones por una financiación total de 4.000 millones, lo que permitirá movilizar 27.800 millones de euros en la economía española, según han informado la Comisión Europea (CE), el Banco Europeo de Inversiones (BEI) y el Instituto de Crédito Oficial (ICO).

Estas instituciones han animado a los empresarios españoles a presentar proyectos innovadores para el plan, también conocido como el “Plan Juncker” y que prevé movilizar 500.000 millones de euros en inversiones públicas y privadas hasta 2020, creando una normativa más sencilla y más predecible en la Unión Europea (UE).

El plan se puso en marcha en 2015 con la creación de un Fondo Europeo para Inversiones Estratégicas de 21.000 millones de euros en forma de una cuenta gestionada dentro del BEI, siendo éste el primero de los tres pilares bajo los cuales se estructura la iniciativa. Los otros dos elementos principales son garantizar que la financiación de la inversión llegue a la economía real y crear un entorno propicio a la inversión.

Desde entonces, el Grupo BEI ha aprobado 477 proyectos en toda la UE, que representan una inversión total de más de 34.000 millones de euros, con los que se van a movilizar cerca de 183.000 millones de euros en el continente, de acuerdo con los datos presentados por esa institución en una conferencia realizada en Tarragona el 25 de mayo.

El "Plan Juncker" ha movilizado más de 150.000 millones de euros en un año

Según el informe de la CE del pasado noviembre, el Plan de Inversiones para Europa ha movilizado 154.000 millones de euros en 27 países miembros de la UE en tan solo un año desde que se ha puesto en marcha, beneficiando cerca de 377.000 pymes de diferentes sectores en la región.

El “Plan Juncker” centra sus inversiones en infraestructuras estratégicas, como las digitales y de transporte, la investigación y la innovación, la educación, el desarrollo de las energías renovables, la eficiencia de los recursos y el apoyo a las pequeñas y medianas empresas.

Asimismo, aunque el foco del Plan esté en las pequeñas y medianas empresas, la iniciativa también beneficia grandes compañías, con el fin de apoyar su competitividad y generar más empleo.

La representante de la CE, Ann Westman, ha asegurado que se está trabajando para mejorar el entorno empresarial en Europa y que, además, el plan cuenta con un proyecto de una Unión de la Energía, una Unión del Capital y una Unión Digital para facilitar el impulso de los negocios de las pymes. euroefe